Entradas

Al menos 2.843 personas muertas o desaparecidas en la frontera sur al término del tercer trimestre de 2023

Al término del tercer trimestre de 2023, habrían muerto o desaparecido en la frontera sur de Europa al menos 2.843 personas, de acuerdo con los datos recogidos por el proyecto Missing Migrants de la Organización Internacional para las Migraciones.

En el Mediterráneo se dejaron la vida al menos 2.419 personas. Las víctimas se acumulan mayoritariamente en el Mediterráneo Central, en las rutas marítimas que desde las costas de Libia o Túnez se dirigen hacia Italia o Malta. Así, en el Mediterráneo Central se registraron 2.145 personas muertas o desaparecidas en los primeros nueve meses del año.

Las cifras en el Mediterráneo Occidental -en las rutas que se dirigen hacia territorio español- y en el Mediterráneo Oriental, con destino a las islas griegas y Chipre, fueron sustancialmente inferiores: en el Mediterráneo Occidental fallecieron 210 personas y en la ruta del Mediterráneo Oriental murieron o desaparecieron 64 personas.

Por otra parte, en la ruta atlántica hacia las Islas Canarias, desde las costas del África Occidental, han muerto o desaparecido desde comienzos de año un total de 424 personas según los datos de la OIM, constituyendo en número de víctimas la segunda ruta más mortífera entre las que se dirigen en hacia territorio europeo por su frontera sur.

Con estos datos es desgraciadamente más que previsible que en 2023 se superen los datos de personas muertas y desaparecidas registrados el año anterior, cuando fallecieron al menos 2.925 personas en la frontera sur de Europa.

PERSONAS FALLECIDAS Y DESAPARECIDAS EN LAS RUTAS MARÍTIMAS HACIA LA UE
ENERO – SEPTIEMBRE 2023

Vías legales, reales y seguras para las personas migrantes

Como siempre hay que subrayar cuando se abordan los datos de las muertes en las peligrosas travesías  hacia Europa por vía marítima que emprenden las personas migrantes, tenemos que hablar de datos estimados, con toda probabilidad a la baja, sobre el total de víctimas de las migraciones y el sistema de fronteras.

Ante esta tragedia repetida año a año en la frontera sur de Europa, desde Accem defendemos la habilitación de vías legales, reales y seguras para las personas migrantes que sean efectivas para pararla, para evitar que miles de personas no tengan más opción para llevar a cabo su proyecto migratorio que recurrir a viajes muy peligrosos y arriesgados en los que muchas personas pierden la vida.

Como organización especializada en el refugio y las migraciones, queremos también hacer la reflexión de que la situación en la frontera sur de la Unión Europea se enmarca en un contexto aún más global, en un mundo en el que son numerosos los focos de conflicto que provocan el desplazamiento forzoso de sus poblaciones, y que está atravesado por una profunda brecha de desigualdad social y económica que está en la raíz, asimismo, de la intensidad de algunos flujos migratorios en los que sus protagonistas buscan únicamente mejores condiciones de vida ante situaciones de pobreza, falta de alternativas y desesperanza.

> Conoce el trabajo de Accem en la atención humanitaria a personas migrantes

Celebramos la Semana Intercultural en Ávila, un espacio de convivencia para toda la ciudadanía

En este mes de octubre hemos celebrado en Ávila nuestra Semana Intercultural, una iniciativa creada para favorecer la convivencia y sensibilizar al conjunto de la ciudadanía sobre la riqueza que aporta la diversidad a la sociedad.

En primer lugar, y en la semana previa a la Semana Intercultural, entre los días 26 y 28 de septiembre organizamos dos talleres bajo el lema “Hilvanando culturas, confeccionando el futuro”. En ellos, vecinos y vecinas de los barrios de la zona norte y sur de la ciudad, en los que Accem trabaja, compartieron tardes de encuentro y diálogo mientras elaboraban banderines de papel y tela para decorar el Jardín de San Antonio, espacio verde de la ciudad donde se celebrarían las actividades.

En la semana del 2 de octubre llegó el momento de salir a la calle, con la realización de actividades públicas en el Jardín de San Antonio, a través de dos talleres de henna y caligrafía árabe que permitieron a los vecinos/as desarrollar su creatividad e imaginación, así como aprender costumbres de otras culturas.

El martes, 3 de octubre comenzamos a elaborar de manera colectiva un mural reivindicativo en el que más de 20 vecinos y vecinas han dejado un mensaje contra el racismo y la xenofobia que sufren las personas migrantes y que será expuesto de forma rotativa en diferentes espacios públicos de la ciudad. Para la elaboración del mural hemos contado con la colaboración de los muralistas Lara Rubin de Célis y Diego Vallejo García. Un día más tarde, la Asociación Multicultural por la Integración (AMI) llevó a cabo un un cuentacuentos intercultural en el que niños y niñas del barrio pudieron conocer cuentos de diferentes partes del mundo.

Por último, y para cerrar la Semana Intercultural, se desarrolló una actividad de micro abierto en la que vecinos y vecinas mostraron sus saberes y talentos a través del baile (salsa, bachata, etc.), la magia o la poesía. También hubo lugar para un taller de trenzas africanas que permitió reflexionar sobre una tradición que fue estigmatizada por el racismo y que actualmente es valorada como muestra de estilo y personalidad.

Esta es la crónica de las actividades que celebramos en una iniciativa que se proponía la participación e implicación de los vecinos y vecinas, así como de las asociaciones presentes en el barrio, para favorecer la convivencia intercultural, la cohesión social y el encuentro entre la población migrante y autóctona de la ciudad de Ávila.

La Semana Intercultural de Accem en Ávila se ha celebrado en el marco del programa #CONviveSINprejuicios que desarrollamos con la financiación del Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones y el Fondo Social Europeo.

 

Burgos: trabajando por la igualdad de oportunidades con las mujeres migrantes en el medio rural

Desde hace más de 20 años, Accem está presente en el medio rural de la provincia de Burgos, dando atención directa a las personas migrantes que están construyendo su hogar en los distintos municipios de la provincia.

Desde que nuestra entidad abriera su sede en Burgos en el año 2002, hace 21 años, detectamos la necesidad de llegar al medio rural de la provincia, desde una perspectiva de descentralización de servicios e igualdad de oportunidades. Desde entonces se comenzó a trabajar en coordinación con la Diputación de Burgos, para dar respuesta a las necesidades sociales de la población migrante en su proceso de inclusión en los pueblos de la provincia. De ese modo, comenzamos a intervenir proporcionando servicios de formación en el idioma, asesoría en materia de extranjería e inserción laboral.

Muy pronto firmamos un convenio con la Diputación de Burgos, que se ha mantenido desde entonces y a través del cual se viene desarrollando el programa de “Atención y apoyo a los CEAS rurales en el área de inmigración”. Los CEAS son los Centros de Acción Social, dependientes de las corporaciones locales competentes en materia de servicios sociales. En el caso de los municipios de menos de 20.000 habitantes, la entidad competente es la Diputación Provincial, con la que Accem mantiene el convenio de colaboración. A través de los CEAS se prestan los servicios sociales básicos. Este programa posibilita la descentralización de servicios, acercándolos al medio rural. De este modo se favorece la igualdad de oportunidades entre las personas que residen en zonas rurales con respecto a las que habitan entornos urbanos.

Con motivo de la conmemoración del Día Internacional de las Mujeres Rurales, este 15 de octubre, queremos hacer visible nuestro trabajo en las zonas rurales de Burgos, ofreciendo en este caso atención a las mujeres migrantes que habitan el territorio de la provincia. En el pasado año 2022, a través de este programa dimos atención a un total de 293 mujeres en un total de 32 localidades de la provincia castellana.

Acciones formativas, atención a niñas y adolescentes y asesoramiento social, jurídico y laboral

Las acciones que se desarrollan a través del convenio con la Diputación están fundamentalmente dirigidas a las mujeres migrantes y son múltiples y muy variadas. Existe una continua y fluida coordinación con los equipos técnicos de los CEAS rurales que posibilitan la detección de necesidades y la articulación de respuestas sociales. Entre ellas destacamos algunas, como las acciones formativas, con talleres de formación integral, formación en el idioma y en habilidades sociales. Con estas acciones se pretende ayudar a mejorar las competencias lingüísticas, el conocimiento del entorno y del funcionamiento de la sociedad de acogida. El objetivo, en definitiva, es favorecer la comunicación y la inclusión en la sociedad de acogida.

También es reseñable la intervención realizada con niñas y adolescentes, que va encaminada a reforzar los contenidos académicos fuera de un entorno escolar, así como a trabajar valores desde una perspectiva lúdica en períodos no lectivos. Asimismo, también se lleva a cabo un trabajo de apoyo a la inserción sociolaboral de las mujeres residentes en el medio rural y un servicio de información y asesoramiento sobre cuestiones jurídicas y sociales.

Las mujeres migrantes llevan vitalidad y dinamismo a los pueblos de Burgos

Las mujeres migrantes están aportando mucho a los entornos rurales de la provincia. Desde una perspectiva económica, ocupan a menudo puestos de trabajo que son de difícil cobertura por parte de la población local, como es el caso del trabajo de cuidados a personas en situación de dependencia. La presencia de población migrante en el medio rural también está suponiendo un positivo impacto demográfico, frenando el acusado decrecimiento vegetativo que sufren estos territorios. Pero la presencia de las mujeres migrantes está dando mucho más a los pueblos de Burgos: suman vitalidad y frescura, dinamizan el territorio, ayudan a construir una sociedad intercultural más rica y facilitan, a través del contacto directo interpersonal, el derribo de los prejuicios y estereotipos que puedan existir.

Aunque en el caso de Accem, nuestro rol en la provincia nos lleva a proporcionar servicios específicos dirigidos a facilitar los procesos de inclusión social de las personas migrantes en el territorio, parte de nuestros proyectos son dirigidos al conjunto de la población, como es el caso de las iniciativas dirigidas a la población infantil y juvenil, que se concretan en servicios de refuerzo escolar, actividades de ocio o nuestro proyecto de “Escuela de Valores”. También es el caso de nuestras actividades de sensibilización, que dinamizan las poblaciones, en las que convergen población migrante y autóctona y con las que contribuimos a favorecer un intercambio intercultural en el que todos/as ganamos.

En 2022, Accem trabajó en el medio rural de Burgos en las siguientes 32 localidades: Anguix, Arauzo de Miel, Arauzo de Torre, Barrios de Villadiego, Basconcillos del Tozo, Belorado, Caleruega, Covanera, Hontoria del Pinar, Huerta de Rey, Lerma, Medina de Pomar, Montorio, Oña, Quintanadueñas, Quintanamanvirgo, Quintanapalla, Quintanar de la Sierra, Quintanilla Pedro Abarca, Roa, Salas de Bureba, Salas de los Infantes, Salazar de Amaya, San Medel, Santa María del Campo, Sedano, Sotovellanos, Vadocondes, Villadiego, Villanasur Río de Oca, Villarcayo y Villasur de Herreros.

Desciende el tiempo medio de permanencia en situación de irregularidad en España

Inmigración: análisis de los datos oficiales sobre la figura del arraigo en España (II)

El tiempo medio de permanencia en una situación de irregularidad en España hasta acceder al permiso de residencia por la vía del arraigo se ha reducido en el último año en ocho puntos, pasando de 3,6 años de media a 2,8, lo que supone un notable descenso en un solo año. Vivir en una situación e irregularidad administrativa significa vivir en condiciones de gran vulnerabilidad, e incluso, en muchos sentidos, de invisibilidad.

Esta reducción es en gran parte una consecuencia de los cambios introducidos en la figura jurídica del arraigo tras la aprobación del Real Decreto 629/2022, del 26 de julio del pasado año 2022, que ha supuesto una flexibilización de los requisitos y un aumento de los supuestos contemplados para poder acceder al permiso de residencia en España por razones de arraigo.

Si en nuestro anterior artículo exponíamos los datos que muestran el aumento del número total de personas que han accedido a la residencia legal por esta vía y explicábamos los diferentes tipos de arraigo que existen, esta vez queremos subrayar la consecuencia que este cambio legislativo ha significado en la reducción del tiempo en el que una persona se ve obligada a sobrevivir en situación de irregularidad. Disminuir esa cantidad de tiempo tiene un impacto positivo para la vida de las personas que se encuentran en esas condiciones de total precariedad.

Irregularidad profunda e irregularidad sobrevenida

Por otra parte, de las 190.414 personas que se encuentran actualmente con la autorización de residencia por la vía del arraigo, 176.328 personas, que constituyen el 93 %, se encontraban antes en una situación de irregularidad profunda; y 14.086 personas, el 7 %, se encontraban en una irregularidad sobrevenida.

Una situación de irregularidad profunda significa que la persona no había estado anteriormente en situación regular en España. Cuando consigue el arraigo, obtiene por primera vez una autorización de residencia.

En cambio, la irregularidad sobrevenida alude a la situación de una persona que estuvo anteriormente en situación regular. Entre estas últimas, predominan quienes habían residido de forma regular anteriormente por estudios o con una tarjeta de familiar de ciudadano comunitario. La situación de irregularidad sobrevenida también afecta a las personas solicitantes de protección internacional cuya resolución a su expediente resulta desfavorable.

Facilitar legalmente el acceso a la residencia por la vía del arraigo es una buena noticia porque supone un reconocimiento de una realidad evidente: la existencia de un número importante de personas que, como consecuencia de su situación administrativa irregular, se ven abocadas a la falta de derechos y, en consecuencia, a unas condiciones de vida de mayor vulnerabilidad con respecto al conjunto de la ciudadanía. Los datos muestran que el arraigo es una alternativa, sobre todo, para personas que no han conseguido acceder de otro modo al permiso de residencia: las personas que viven en situación de irregularidad profunda.

Todos estos datos proceden de la “Estadística de personas con autorización de residencia por arraigo”, que hizo pública el pasado verano el Observatorio Permanente de la Inmigración, dependiente del Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones.

Personas procedentes de Colombia y Marruecos, las principales beneficiarias de la vía del arraigo

Vamos a detenernos a continuación en algunas claves demográficas que nos ofrecen estos datos y que consideramos de especial interés. Con las cifras actuales, nos encontramos que la distribución por sexos es bastante pareja, con 97.976 hombres, que suponen un 50,83 % del total, y 93.611 mujeres, que son el 49,16 % del  total.

Personas con autorización de residencia inicial por arraigo. Datos por sexos. Junio 2023

Por nacionalidades, observamos que predominan las personas originarias de Colombia (39.584 personas), Marruecos (32.418), Honduras (17.160), Perú (12.866) y Venezuela (8.372). Como se puede concluir tanto de estos datos como del siguiente gráfico, serían por una parte las personas migrantes procedentes de nuestro principal país vecino en el sur, Marruecos, y las procedentes del espacio latinoamericano las principales beneficiarias de la figura del arraigo. Tanto por razones históricas como de proximidad, estamos hablando de personas pertenecientes a comunidades sólidamente incorporadas a la sociedad española.

Personas con autorización de residencia inicial por arraigo. Datos por nacionalidades. Junio 2023

Finalmente, por provincias, Madrid concentra el mayor número de autorizaciones de residencia por la vía del arraigo, con un total de 36.310 autorizaciones; le sigue Barcelona, con 31.804. A mucha distancia aparecen a continuación Valencia (11.469), Alicante (7.826) y Málaga (6.389).

> Sigue leyendo nuestra serie sobre arraigo: Se duplican las autorizaciones de residencia por la vía del arraigo y te explicamos por qué

Aumentan en un 69 % las afiliaciones a la Seguridad Social entre las personas que se acogen a la vía del arraigo

Se duplican las autorizaciones de residencia por la vía del arraigo y te explicamos por qué

Inmigración: análisis de los datos oficiales sobre la figura del arraigo en España (I)

En el último año prácticamente se ha duplicado el número de personas que han recibido en España la autorización de residencia inicial por razones de arraigo. En este artículo vamos a analizar los datos hechos públicos por la Secretaría de Estado de Migraciones y vamos a explicar en qué consiste la figura jurídica del arraigo.

Los datos oficiales muestran que a fecha de junio de 2023 había en España un total de 190.414 personas en España con autorización de residencia concedida por razones de arraigo, que suponen un 98,5 % más que un año antes. Así, el 30 de junio de 2022 se contabilizaban 95.948 personas en esta situación. Por tanto, en un año se ha experimentado un crecimiento en términos absolutos de 94.466 personas en el último año.

Este dato principal ha sido hecho público este pasado verano por el Observatorio Permanente de la Inmigración (OPI), organismo dependiente de la Secretaría de Estado de Migraciones, en el marco de unas estadísticas más completas que arrojan información que creemos de mucho interés sobre esta vía para acceder a la residencia legal en España para las personas inmigrantes.

Personas con autorización de residencia inicial por arraigo

Para empezar hay que explicar que el arraigo es una figura jurídica reconocida por la Ley Orgánica 4/2000 sobre derechos y libertades de los extranjeros en España y su integración social (la conocida coloquialmente como Ley de Extranjería) como una de las vías excepcionales que permiten obtener el permiso de residencia en España. Lo siguiente que se debe hacer explícito es que esta vía para obtener la autorización de residencia se aplica únicamente a personas que ya se encuentran viviendo en el país.

A continuación vamos a exponer sintéticamente las cuatro modalidades de arraigo que existen actualmente en España:

> Arraigo social: requiere la acreditación de una estancia previa y continuada en España de al menos tres años, para lo que se deben presentar documentos que lo acrediten, tales como el empadronamiento. Para acceder al permiso de residencia por el arraigo social se ha de contar con un contrato o contratos de trabajo. Se debe aportar además un informe que acredite la integración social en España o tener vínculos familiares con una persona residente en España. El informe de integración puede recomendar eximir de la obligación de presentar un contrato de trabajo si se cuenta con medios de vida suficientes y acreditados.

> Arraigo laboral: se basa en la experiencia laboral previa en España. Se requiere una permanencia previa y continuada de dos años, encontrarse en situación de irregularidad en el momento de la solicitud y deben demostrarse 6 meses de trabajo a tiempo completo, o 12 meses a tiempo parcial, en situación legal de estancia o residencia.

> Arraigo familiar: pueden acogerse ciudadanos/as extranjeros/as con vínculos familiares directos con ciudadanos/as españoles/as. Tiene una duración de cinco años y permite trabajar. En el caso de hijos de padre o madre originalmente españoles (que emigraron a otro país, por ejemplo), el permiso de residencia es por un año.

> Arraigo por formación: ha sido la última forma de arraigo en introducirse. Se trata de una autorización de residencia concedida para la realización de una formación. Si posteriormente se supera dicha formación y se presenta un contrato de trabajo, se puede acceder a una autorización de residencia y trabajo de dos años.

Como sintetiza el informe del OPI, a través de la figura del arraigo, “el legislador atiende a la realidad de los ciudadanos extranjeros cuyo proyecto migratorio muestra su integración en la sociedad española, acreditando una permanencia previa y continuada, un vínculo familiar directo con un ciudadano español, una experiencia laboral previa o un proyecto de formación reglada”.

Personas con autorización de residencia inicial por arraigo según categorías. Junio 2023

Como se puede apreciar en el gráfico en términos cuantitativos, el arraigo social es el más extendido en España, seguido por el arraigo familiar. En el último año, el mayor crecimiento se ha registrado en el arraigo familiar, que ha aumentado en un 190 % en el número de autorizaciones de residencia por esta vía. El arraigo social registra un crecimiento interanual del 62 % y el arraigo laboral ha aumentado en un 17 %. La figura del arraigo por formación es nueva, por lo que el crecimiento es del 100 %.

¿Por qué se ha producido este incremento de las autorizaciones de residencia por la vía del arraigo?

Para explicar este sensible aumento registrado en el último año de las autorizaciones de residencia por la vía del arraigo hay que acudir a la reforma del Reglamento de la Ley Orgánica 4/2000 que supuso el Real Decreto 629/2022, del 26 de julio del pasado año 2022, que ha supuesto una flexibilización de los requisitos y un aumento de los supuestos contemplados para acogerse a esta vía.

Los cambios fundamentales en los distintos supuestos del arraigo que ha supuesto el Real Decreto 629/2022 han sido los siguientes:

> En el caso del arraigo social, el contrato de trabajo exigido debe garantizar al menos el salario mínimo interprofesional, pero puede ser de 30 horas a la semana, o incluso 20 horas si la persona que solicita la residencia por esta vía acredita tener menores o personas dependientes a su cargo.

> En el arraigo familiar, se concede, con el Real Decreto, esta posibilidad de acceder al permiso de residencia a cónyuges o parejas de hecho acreditadas, ascendientes mayores de 65 años, descendientes menores de 21 o personas a cargo de un ciudadano español o de su cónyuge o pareja de hecho. Además, no es necesario acreditar medios económicos suficientes para su sustento y la duración del permiso se otorga por cinco años.

> En cuanto al arraigo laboral, se amplía su alcance para poder ser una opción de acceso a residencia legal para personas que hayan trabajado anteriormente de forma regular, cuando antes se aplicaba a personas que habían trabajado de forma irregular. Esta vía se convierte en una vía de acceso al permiso de residencia para, por ejemplo, personas que solicitaron protección internacional, trabajaron durante un tiempo mientras se resolvía su solicitud, y después de ser rechazada se vieron en una situación de irregularidad.

> Finalmente, la vía del arraigo por formación es una figura jurídica nueva que se incorpora a las posibilidades de acceder al permiso de residencia.

Este aumento de supuestos y flexibilización de algunos requisitos ha tenido como consecuencia en su primer año de aplicación el aumento en el número de autorizaciones de residencia por la vía del arraigo que se exponía al comienzo de este artículo. Se trata de personas que ya vivían en España desde hacía un tiempo, pero que se encontraban en situación irregular, con las consecuencias desfavorables que esto implica en términos de igualdad e inclusión.

El incremento de personas que han tenido acceso a la residencia por esta vía es una buena noticia porque vivir en situación administrativa irregular es sinónimo de mayor precariedad, mayor vulnerabilidad, mayor sufrimiento y menor acceso a derechos. Revertir esa situación significa avanzar en cohesión social y en la reducción de brechas sociales y factores de vulnerabilidad.

> Sigue leyendo nuestra serie sobre arraigo: Desciende el tiempo medio de permanencia en situación de irregularidad en España

Aumentan en un 69 % las afiliaciones a la Seguridad Social entre las personas que se acogen a la vía del arraigo

> Accede a todos los datos e información que ha hecho públicos el Ministerio de Inclusión, Migraciones y Seguridad Social. 

Accem está trabajando en la acogida de emergencia en Canarias ante el aumento de llegadas de personas por vía marítima

Ante el repunte de llegadas de personas migrantes a las costas de Canarias, a través de vías y embarcaciones inseguras, Accem está trabajando en la acogida de emergencia desde los dispositivos que, dependientes del Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, gestiona en el archipiélago en las islas de Tenerife y Lanzarote en todo lo relacionado con la atención social especializada.

Actualmente, estamos albergando a alrededor de 1.700 personas en el dispositivo de Las Raíces, en la isla de Tenerife; a cerca de 400 personas en el dispositivo de Las Canteras, también en Tenerife, y a 220 personas en el centro de acogida de Montaña Mina, en la isla de Lanzarote.

Según las cifras hechas públicas por el Ministerio del Interior, entre el 1 de enero y el 31 de agosto de 2023, han llegado a Canarias un total de 11.439 personas, que suponen un 7,5 % más que en el mismo período del año anterior. Este repunte en el número de llegadas se está produciendo desde el mes de agosto, pues hasta ese momento la tendencia del año era la inversa, con un descenso del 11 % observado hasta el 31 de julio en la ruta canaria. En este último fin de semana, han arribado a las Islas más de 1.300 personas a bordo de al menos 21 embarcaciones.

Accem trabaja en la acogida de emergencia en Canarias desde el año 2021, cuando se hizo necesario reforzar a través del Plan Canarias la respuesta estatal, en colaboración con las organizaciones sociales especializadas, a una situación de emergencia humanitaria, tras la llegada en 2020 de un total de 23.000 personas a costas por vías inseguras y en circunstancias muy precarias.

La acogida en estos dispositivos se hace siempre bajo el enfoque de estar dando respuesta a una situación de emergencia humanitaria: miles de personas están llegando cada año en situación límite a las costas canarias desde el continente africano, en situación desesperada por la falta de vías legales y seguras para la migración. Esta situación no se reduce al archipiélago canario, sino que se extiende al conjunto de la frontera sur de la UE, modificándose los flujos de las diferentes rutas en función de múltiples factores variables.

La ausencia de vías legales y seguras aumenta exponencialmente la peligrosidad del viaje. Según los datos de la Organización Internacional para las Migraciones, en el primer semestre de 2023 murieron en el camino a Europa al menos 1.997 personas, de las cuales 225 personas perdieron su vida en su travesía hacia España y 126 de ellas en la ruta canaria. Sin embargo, estas cifras de muertes y desapariciones confirmadas son con toda seguridad inferiores a la cifra real.

Este trabajo se realiza gracias a la cofinanciación del Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones y el Fondo Europeo de Asilo, Migración e Integración (FAMI) de la Unión Europea.

Nuestra labor de asistencia humanitaria en Andalucía

19 de agosto, Día Mundial de la Asistencia Humanitaria

Desde que en 2008 la ONU decretara el 19 de agosto como el Día Mundial de la Asistencia Humanitaria, esta jornada ha servido como homenaje a todos y todas las trabajadoras humanitarias por su labor en el cuidado de las personas de todos el mundo.

El Día Mundial de la Asistencia Humanitaria es, asimismo, una ocasión para reflexionar sobre la situación de quienes más necesitan ayuda, como es el caso de la población víctima del desplazamiento forzado, o también las decenas de miles de personas que se ven obligadas a acudir a vías inseguras y muy peligrosas en su trayecto migratorio. Los y las trabajadoras humanitarios trabajan en cualquier rincón del planeta para ayudar a las personas en situación de mayor vulnerabilidad en el acceso a la cobertura de sus necesidades básicas y los servicios más elementales, como son alimentación, agua, atención médica o refugio.

Las situaciones de emergencia humanitaria no suceden únicamente en lugares lejanos, sino que están presentes también en nuestro contexto más inmediato. De manera particular se está produciendo una descomunal emergencia humanitaria en nuestra frontera sur, donde cada años cientos de personas se dejan la vida en el mar, intentando acceder a las costas peninsulares y de los archipiélagos balear y canario. La última gran tragedia la hemos conocido esta misma semana: la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) ha informado de que al menos 63 personas han muerto en el cayuco con el que intentaban alcanzar las Islas Canarias desde Cabo Verde.

Por otra parte, en un mundo atravesado por numerosas crisis humanitarias, queremos poner de manifiesto una constante: en todas estas situaciones, siempre son las mujeres y las niñas quienes pagan el precio más alto. En situación de emergencia humanitaria, la violencia de género aumenta.

En Accem contamos con mucha experiencia afrontando situaciones de emergencia humanitaria. De manera particular, en este 2023 ponemos el foco en nuestro trabajo en Andalucía, y compartimos a continuación algunos de los proyectos que estamos desarrollando en la región.

Programa de Atención Humanitaria a Personas Inmigrantes (PAHI)

Accem desarrolla el Programa de Atención Humanitaria a Inmigrantes (PAHI), de carácter estatal, financiado por el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, y orientado, principalmente, a dar una respuesta humanitaria a las personas migrantes que acaban de llegar al país en condiciones de gran vulnerabilidad. Son personas que se han visto en la necesidad de gastar todos sus ahorros en el trayecto migratorio y se encuentran en una situación de imposibilidad de afrontar por sí mismas la cobertura de sus necesidades básicas de alimentación, vestido o alojamiento, por lo que se enfrentan a un riesgo verdadero de caer en la exclusión social. A estos factores se une con frecuencia la falta de una red social o familiar de apoyo, el desconocimiento del idioma y de las características y el funcionamiento básico de la sociedad española. El PAHI es una respuesta humanitaria a estas personas que encamina su intervención, desde el primer momento, a facilitar la inclusión social y la conquista de la autonomía.

La labor fundamental del equipo de Accem es facilitar esa primera toma de contacto con el país de acogida, ese acercamiento a su nueva realidad. En los primeros días de acogida nos centramos en la cobertura de las necesidades sanitarias, de higiene y alimentación, así como de facilitar un espacio seguro donde nuestras abogadas puedan explicarles con más tranquilidad, gracias a las traductoras, su situación legal y las posibles alternativas con las que cuentan.

La estancia en el programa normalmente es de tres meses de duración, aunque en muchos casos las personas acogidas deciden abandonar antes el recurso de acogida y continuar con su trayecto migratorio, normalmente hacia el norte, con un alto porcentaje de personas que tienen como prioridad alcanzar otros países europeos, condicionados por la presencia de familiares o por el conocimiento del idioma.

La situación geográfica de Andalucía, abarcando casi todo el litoral sur peninsular, destino de llegada para una parte importante de las embarcaciones precarias que tratan de alcanzar territorio español y europeo, convierten en un enclave estratégico a nuestros dispositivos del programa. Actualmente, Accem gestiona en Andalucía un total de 172 plazas de acogida del PAHI, distribuidas en pisos ubicados en Córdoba, Málaga, Huelva, Sevilla  y Jerez de la Frontera, así como el centro de acogida de Arcos de la Frontera (Cádiz), con capacidad para 50 personas. En este último centro, la estancia máxima dura 15 días, que sirven para orientar a la persona en su nuevo contexto.

Intervención integral con personas migrantes en asentamientos

Por otra parte, pero en el mismo marco de nuestros proyectos de asistencia humanitaria, Accem está presente en los precarios asentamientos habitados por personas migrantes en las provincias de Huelva (municipios de Palos de la Frontera, Lucena y Moguer), Almería (Níjar) y Sevilla. A través de este proyecto de intervención integral, nuestros/as técnicos acuden a los asentamientos, como también a infraviviendas o garajes habitados, a pesar de no contar con las mínimas condiciones de higiene y habitabilidad. Durante la intervención, se presta una especial atención a las mujeres que residen en estos espacios, al sufrir riesgos, vulnerabilidades y formas de violencia específicas. A través de este programa se da respuesta a las necesidades básicas de alimentación, higiene, salud, asesoramiento, apoyo y acompañamiento de las personas que viven en estas condiciones de emergencia, así como se promueve su participación e inclusión social.

Oficina jurídica itinerante en la provincia de Huelva

Finalmente, en la provincia de Huelva contamos con una oficina jurídica itinerante que trabaja en los asentamientos de la zona, ligados habitualmente al trabajo agrícola y habitados por personas migrantes en situación de gran vulnerabilidad. A través de este proyecto se lleva a cabo un trabajo de asesoramiento y atención jurídica y administrativa a las personas que viven en estos asentamientos. Al llevarse a cabo directamente en estos espacios, se facilita que los recursos recursos sociales y públicos que gestionamos lleguen realmente a sus destinatarios, trabajando siempre en coordinación con las administraciones implicadas.

Proyecto Agua: una forma de integración y reconciliación con el mar para personas migrantes

Por segundo año consecutivo, Accem participa en la iniciativa Proyecto Agua, de la ONG de bomberos voluntarios ProemAID. Se trata de una actividad que se desarrolla en Canarias, más concretamente en la isla de Tenerife, con el objetivo de que, las personas que, en su tránsito migratorio, se hayan enfrentado a una experiencia traumática en el mar, consigan perder el miedo al agua. Además, a través de esta experiencia, se pretende fomentar la actividad física, el ocio y la integración social.

ProemAID es una ONG integrada por profesionales de la emergencia, que comenzaron a actuar de manera voluntaria en el año 2015 en la isla griega de Lesbos con las personas refugiadas y migrantes que llegaban a sus costas desde Turquía. Por otra parte, Accem gestiona el dispositivo de emergencia Las Raíces, en el que se proporciona atención humanitaria a las personas migrantes que llegan por vía marítima a las Islas Canarias.

La actividad comienza el 18 de julio y se prolongará durante seis semanas, llevándose a cabo cuatro días a la semana. En total, 228 usuarios del dispositivo de Las Raíces, administrado por Accem, participarán en esta iniciativa, que este año se realizará en la playa de Las Teresitas, en Santa Cruz de Tenerife.

Primera toma de contacto con el mar

“Muchas de estas personas nunca habían visto el mar antes y su primer contacto con él fue de noche, en una barca atestada de personas, sin saber nadar, mojados y con frío, viendo las caras de pánico de sus compañeros de viaje”. Así explica la ONG ProemAID el nacimiento de este proyecto, que surgió en 2016, tras percatarse de que, en los dibujos de los niños/as refugiados/as del campo de Lesbos, dibujaban el mar como algo oscuro, con cadáveres, un lugar donde se sentía el miedo.

En Canarias, Accem gestiona el centro de Las Raíces, en el municipio tinerfeño de La Laguna. Se trata de un dispositivo de atención humanitaria, donde se cubren las necesidades básicas de las personas alojadas y se les proporciona atención social, médica, jurídica y psicológica, mientras se les acompaña en un proceso que, con todo el camino atravesado y la necesidad de poder continuar con su vida, presenta dificultades y también desafíos.

Muertes y desapariciones en la ruta canaria

Hay que recordar que, según la Organización Mundial de las Migraciones (OIM), en los seis primeros meses de 2023 la cifra de personas desaparecidas o fallecidas en el intento de llegada a Canarias, por la denominada ruta atlántica, fue de 126, muy por debajo de las cifras del mismo periodo de 2022, cuando la OIM contabilizó 310 fallecimientos entre enero y junio. En total, en 2022 fallecieron 560 personas en su intento de llegar a Canarias.

Además, desde enero hasta junio, según datos del Ministerio del Interior, han llegado a Canarias 7.213 migrantes por mar, una cifra que está claramente por debajo de la de 2022, cuando se registraron 8.853 llegadas, 1.640 menos (-18,52 %).

Jornadas en Cebreros (Ávila) para impulsar el empleo en zonas rurales con amplia diversidad cultural

Este martes 23 de mayo, Accem ha organizado en Cebreros (Ávila) las I Jornadas de Ruralempleo con el objetivo de impulsar el empleo en las zonas rurales con amplia diversidad cultural entre su población.

¿Es posible encontrar un buen trabajo en un ámbito rural? Esta es la pregunta que se hacía Blanca A.P, originaria en Honduras y licenciada en Derecho, cuando en 2018 decidió instalarse en El Hoyo de Pinares en búsqueda de nuevas oportunidades. La respuesta de Blanca es rotundamente sí. Blanca ha encontrado un trabajo en la Comarca del Alberche, como cocinera, y está muy feliz.

Con este testimonio daban comienzo unas jornadas en las que se presentó Ruralemplea, un programa que desarrolla acciones tendentes a la integración en el mercado de trabajo de personas migrantes residentes o susceptibles de emplearse y/o residir en zonas rurales a través del desarrollo de itinerarios integrales de inserción laboral individualizados.

En estas jornadas se han dado cita una veintena de empresas, todas ellas ubicadas en la Comarca del Alberche (Procubitos, Cervezas Raíz Cuadrada, Quesos Elvira Garcia, Fundación KERBEST, Autoesculas El Tiemblo, etc.), ayuntamientos de la Comarca del Alberche (Cebreros, donde está ubicada la sede del programa, El Hoyo de Pinares, San Bartolomé de Pinares, Burgohondo, El Herradón-La Cañada, Villanueva de Ávila, etc.) así como organizaciones empresariales y asociaciones de la zona (Federación Abulense de Hostelería, Asociación Cebrereña de Empresarios de CEOE Avila, Pronisa Plena Inclusión, Randstad, Faema y Cruz Roja, entre otras).

Las jornadas han servido para poner de manifiesto las dificultades a las que se enfrentan muchas empresas situadas en el medio rural para cubrir diferentes puestos de trabajo, ya que que gran parte de los jóvenes que se marchan a las ciudades a estudiar no regresan por la dificultad para encontrar puestos que encajen con su formación. Revertir esta tendencia es uno de los objetivos de Ruralemplea. Se pretende facilitar a las personas migrantes que deseen instalarse en la Comarca del Alberche un espacio de encuentro y de relación entre los diferentes actores implicados en el ámbito del empleo rural -empresariado, formadores/as y el propio colectivo inmigrante- para poder analizar y proponer actuaciones conjuntas según sus intereses: acceso a la formación, al empleo por cuenta ajena, fomentando iniciativas de empleo por cuenta propia o autoempleo, ofreciendo además asesoramiento a las empresas en materia de extranjería, así como realizando labores de intermediación laboral y procesos de selección a través del programa.

El programa Ruralemplea, cofinanciado por el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones y el Fondo Social Europeo, ha atendido desde enero de 2022 a un total de 91 personas de diferentes nacionalidades, de las cuales 36 ya están trabajando en diferentes empresas de la comarca vinculadas a la hostelería, la agricultura y el sector servicios.

Frontera Sur: preocupación ante el estado de emergencia en Italia

A raíz de la declaración del estado de emergencia en Italia, desde Accem mostramos nuestra preocupación ante la deriva de las intervenciones en políticas migratorias que se están produciendo. Nos preocupa la criminalización de personas, el uso del lenguaje defensivo para tratar el tema y la creación de una alarma social que puede devenir en el recorte de acceso a derechos de las personas migrantes y refugiadas. Queremos subrayar la obligación ética y el compromiso con los derechos humanos que supone atender a personas que llegan a nuestras fronteras y países. Especialmente de las que llegan a través del mar, permitiendo a las embarcaciones su llegada a puertos seguros. 

Por desgracia, hemos visto episodios en los que Italia o Malta han rechazado el atraque de este tipo de buques y por lo tanto la ayuda al salvamento, lo que consideramos inadmisible. Ante esto, incidimos en la necesidad de garantizar la asistencia humanitaria a las personas que acceden a territorio europeo a través de cualquier punto del continente, así como el acceso al derecho a solicitar asilo de todas las personas que llegan a Europa, para lo que es imprescindible un trato individualizado que comprenda, entre otras cosas, asistencia sanitaria y asesoramiento letrado.

El tratamiento de la cuestión migratoria a través de iniciativas como la puesta en marcha del estado de emergencia en Italia, con la expresa voluntad de acelerar las repatriaciones, pone en peligro estos derechos. Recordamos el principio de no devolución que impone la Convención de Ginebra del Estatuto del Refugiado, firmada por todos los socios de la UE de garantizar que no se devuelve a personas a países donde su vida corra peligro. Tememos que la aceleración de las repatriaciones anunciada por el Gobierno italiano lleve consigo una erosión del principio de no devolución. Recordamos, además, que para llevar a cabo las repatriaciones deben existir tratados vigentes con los países de origen o de tránsito, para garantizar un contexto de seguridad de las personas repatriadas. Asimismo, recordamos la importancia de proteger a las personas con mayores vulnerabilidades, como los menores de edad, las víctimas de trata o personas LGTBI que huyan de zonas donde se las persigue. La falta de un tratamiento individualizado y un análisis profundo de los casos puede suponer vulneraciones para estas personas.

Desde Accem recordamos cómo la reacción a la crisis humanitaria provocada por la guerra de Ucrania ha demostrado que la Unión Europea es capaz de dar una respuesta conjunta y solidaria para las personas que huyen de conflictos y situaciones de inestabilidad política en sus países. Desde febrero de 2022, se ha dado atención, acogida y respuesta a un flujo de entre 4 y 5 millones de personas ucranianas, lo que demuestra que cuando existe voluntad política, se puede dar una respuesta adecuada a la llegada de personas. Pedimos,  por tanto, a las autoridades europeas, que se habiliten vías legales y seguras para hacer frente al fenómeno migratorio cumpliendo con los derechos humanos y que se actúe de forma inmediata y real para no solo promover politicas que generen un tratamiento de las cuestiones vinculadas a la inmigración y el asilo desde ese punto de vista sino para impedir lo que se encamine hacia acciones contrarias y generen polarización social y discriminación.