El TEDH condena a Italia por expulsiones colectivas

Comparte:

El pasado mes de septiembre, el tribunal Europeo de Derechos Humanos declaró que Italia había detenido ilegalmente y en condiciones degradantes a inmigrantes tunecinos. El caso se refería a tres hombres procedentes de Túnez que llegaron a Lampedusa en septiembre de 2011; en ese momento Italia estaba en un estado de emergencia debido a que más de 50.000 migrantes habían llegado en bote por los acontecimientos de la “Primavera árabe”. Fueron detenidos en el centro de recepción de Contrado Imbriacola, con pobres condiciones sanitarias, hacinamiento y sin acceso al mundo exterior. Después de una revuelta que destruyó parcialmente el centro, se unieron a una manifestación de 1.800 migrantes, donde fueron arrestados. Fueron detenidos en Palermo, antes de ser deportados bajo un acuerdo de repatriación bilateral entre Italia y Túnez.

El Tribunal consideró que los hombres habían sido privados de libertad ilegalmente y no tenían forma de solicitar la revisión de su detención, ya que no se les informó de los motivos por los que habían sido detenidos. La sentencia reconocía que había una “situación excepcional” en la isla de Lampedusa en 2011 dada la llegada de más de 50.000 migrantes, que llevó a Italia a declarar un estado de emergencia humanitario. Sin embargo, después de esta ola excepcional de inmigración, Italia está obligada a tratar a los migrantes con respeto por su dignidad humana. Las pésimas condiciones que había en el centro constituían un trato degradante.

Adicionalmente, las autoridades italianas eran culpables de “la expulsión colectiva”, ya que expulsaron a las personas de manera colectiva sin examinar previamente sus circunstancias individuales. En contra del Derecho internacional, no se les dio la oportunidad de apelar la decisión para impedir su repatriación. No se trata de la primera vez que Italia ha sido condenada por haber violado los derechos de migrantes y refugiados; en 2012 en efecto, habia sido juzgada en el caso Hirsi Jamaa contra Italia.

Accede aquí a la noticia >>

Comparte: